Dedico esta entrada de hoy, a un gran amigo y alumno de Valladolid, el Sr. Senda de los Ingleses. El otro día, me hizo darme cuenta de la importancia de hacer ver mis profundos pensamientos a muchos de vosotros y como eso, les podría ayudar a ustedes no solo a corto plazo, sino a largo plazo, así como ser un proceso realmente idóneo para implantar en el día a día y asimilarlo no solo como un pensamiento, sino como un cambio de vida, en el que tienes que tener de manera fuerte y arraigada conocimientos técnicos, filosóficos, mentales, emocionales y prácticos. Se trata de un equilibrio mental entre lo personal y lo profesional (dícese emociones)

La importancia de estar DESAPEGADO del resultado en la jornada de trading en cada operación es sumamente importante. Tanto los profesionales que ya nos dedicamos a esto como los que estáis en formación o queréis empezar, deben  de saber que por un lado, hay que dejar el día a día (problemas profesionales, trabajo, inquietudes, problemas sentimentales, familiares…) y ser consecuente con la hora de operar ¿cómo hacer esto? Con práctica cada día, cogiendo ‘’horas’’ de gráfico y aumentando ese instinto cazador de jabalíes. También se deberá tener en cuenta que cuando se gana, perfecto, lo has hecho bien, y tener una alta capacidad autocrítica sabiendo cuando fallas y por qué. Y si fallas… MAÑANA es OTRO DÍA.

Ejecutar las operaciones de forma calmada, pausada, detenida y asimilando con ­cabeza lo que se hace y por qué se hace. Es decir, no actuar de manera desaliñada y actuar por actuar (por querer ser orgullosos en el trading y querer ganar hoy) es como aquel famoso dicho antes de la crisis inmobiliaria: Pan para hoy, hambre para mañana.

Si ven que hay días que se sienten incomodo, sin ganas de actuar, mareados, o simplemente, pensando con la cabeza en otros asuntos que no correspondan a la jornada bursátil, obviamente, es un día para no operar por muy sencillo que parezca el gráfico. A esto señores, se le llama responsabilidad. Se le llama actuar con cabeza, y se le llama: SER PROFESIONALES.

Los traders no operamos todos los días. Hay traders que operan de lunes a jueves, y otros, simplemente, una o dos veces a la semana, evitando así los riesgos a los que constantemente estarían expuestos ante el mercado. En mi caso, opero cuando me es posible (normalmente de lunes a viernes) aunque considero que hay días que no me es posible operar, y otros muchos, no apetece.

Recuerda: Ser consecuente + separar tu vida privada del trading = Éxito en tus operaciones.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Share This